jueves, 9 de marzo de 2017

Suéter de Verano a dos agujas (con tutorial) muy fácil.

Hoy os enseño mi último proyecto a dos agujas.



Un jersey de verano calado, fresquito y super fácil de tejer.  Tenía ganas de atreverme con un jersey para mi, pero mi impaciencia me impide meterme en proyectos que requieran muchas horas. Sin embargo, éste es tan fácil y se teje tan rápido que me atreví, y me encanta el resultado.



Está tejido con dos hebras de perlé trabajadas juntas. Con agujas del nª 8, está hecho en cuatro tardes. Y para principiantes.



Yo he combinado el canesú con blanco, sustituyendo una de las hebras de color por una blanca, para darle un toque diferente. El punto es tan sencillo que, después de hacer un dibujo, te sale solo.


¿Vamos a ello?

Materiales:

250 gr de perlé, repartidos en 200 gr (4 ovillos) de color y 50 gr (1 ovillo) en blanco.
Agujas del nº 8 y una aguja lanera.

Explicaciones:

Con la hebra puesta doble (en color) montamos 63 puntos. Trabajamos 4 vueltas en elástico 1/1. Luego, pasamos al punto fantasía, que se hace así:

1º vuelta: todos del derecho.
2º vuelta: todos del revés.
3º vuelta: 1 punto del derecho, 2 puntos juntos del derecho, 1 hebra. Repetir.
4º vuelta: todos del revés.
5º vuelta: todos del derecho.
6º vuelta: todos del derecho.
7º vuelta: todos del derecho.
8º vuelta: todos del derecho.

Repetir este dibujo las veces necesarias para hacer el largo. Tenemos en cuenta que la labor hay que bloquearla acabada la prenda y quedará más larga. Yo hice cinco dibujos antes de la sisa y me llega a la cadera, y mido 170 cm.

A los cinco dibujos, añadimos 6 puntos al principio y al final de la vuelta: total 75 puntos. Estos puntos se tejerán siempre al derecho (formando las manguitas).

Acabadas las 8 primeras vueltas tras el aumento de la manga, sustituimos una hebra por una blanca y trabajamos dos dibujos completos (16 vueltas).

Volvemos a sustituir la hebra blanca por otra de color y trabajamos 6 vueltas a punto derecho. Cerramos todos los puntos.

Trabajamos otra pieza igual.

Bloqueamos las piezas humedeciéndolas y dejando secar sobre una tabla de planchar dejando la prenda estirada pero sin forzar, para que el dibujo quede plano.

Cosemos costados y hombros, dejando el escote a nuestro gusto de abierto.

¡Y ya tenemos nuestra prenda acabada!

Me encanta, sirve igual para llevar encima del bañador para ir a la playa o sobre un top de tirantes blanco, ya que la prenda queda muy transparente.

Con esta labor participo en el Rums, que ya le tenía ganas.

¡Próximamente, fotos con relleno!

Mabel.




viernes, 3 de marzo de 2017

5 Ideas (geniales) para reciclar vaqueros.

La primavera está a la vuelta de la esquina. Y con ella, la limpieza de armarios y de nuestro hogar en general. Seguro seguro, que algún jean en desuso se queda fuera de nuestro guardarropa, bien porque no quepamos en él (no te engañes, no volverás a ponértelo en condiciones por mucho que adelgaces), bien porque es un modelo del año de tu comunión y ni de coña volverás a usarlo, 
o por el motivo que sea.

Yo suelo descoser y cortar los trozos de tela que están en buenas condiciones. Y los guardo. Y me pasa lo mismo que con los armarios de la ropa: que más pronto o más tarde hay que hacer algo con ellos. Ya os mostré este estuche genial en forma de búho, que utilizo muchísimo en verano para guardar cositas en la bolsa de la playa. Hoy os traigo 5 buenísimas ideas para reciclar tela vaquera. Me han gustado por lo fácil de su costura, porque son atemporales y porque cualquiera puede hacerlas. Espero que os gusten.

1-Un tote para ir al mercado o a la playa.

El destino lo eliges tu. Esta bolsa es genial, espaciosa y resistente. Y lo mejor es que la puedes personalizar como quieras, eligiendo el estampado de la lona.



El tutorial para hacerla lo tienes aquí.

2-Un sencillo estuche.

Para personalizarlo como quieras. Lo mismo te sirve para las agujas de tejer como para bolígrafos y demás. Incluso para tus cosméticos.



El tutorial para hacerlo lo encuentras aquí

3-Tiburón tragón.

Si te sientes algo más creativa, y el tejido del que dispones es más blandito, puedes intentar este fabuloso estuche para nños. Genial es poco.


El tutorial para hacerlo lo encuentras aquí.

4-Un almohadón muy molón.

Lo ideal es tener dos telas de vaquero de colores diferentes, si tienes esa suerte necesitas hacer esta simpática ballena. No sólo para niños, es chulísima la mires por donde la mires.


El tutorial para hacerla lo encuentras aquí.

5-Revistero blandito.

Este revistero puedes hacerlo combinable con cualquier ambiente, todo dependerá de la tela que utilices para el forro. Me encanta y lo veo en mi comedor, junto a la butaca de lectura, ¿no os parece?


El tutorial lo encuentras aquí.

¿Qué os han parecido? Yo creo que son ideas creativas y muy prácticas, y podremos dar a nuestros viejos vaqueros una segunda oportunidad. ¡Y siempre a vuestro gusto!

Mabel.